image description

Tumores del Aparato Excretor

Tumores Renales

Los tumores del riñón pueden ser benignos y malignos. Los tumores malignos ocupan el 2% de todas las neoplasias del adulto siendo el principal el Adenocarcinoma renal (90%). Son más frecuentes en hombres con una relación de 2 a1 y principalmente se manifiesta ente los 50 a 70 años. El diagnostico generalmente es incidental mediante una ecografía, ya que en estadios iniciales es asintomático.

Los síntomas principales son hematuria (sangre en orina) dolor lumbar y masa palpable. La confirmación diagnostica se la realiza mediante una tomografía contrastada. El tratamiento básico es quirúrgico ya que estos tipos de tumores no responden a radio ni quimioterapia. El pronóstico depende del estadio tumoral y del momento del diagnostico

Tumores de Vejiga

Son tumores uroteliales, ocupan el cuarto lugar de incidencia de entre los tumores en el hombre. Se presenta más frecuentemente en personas de entre los 50 a 80 años. En cuanto a los factores de riesgo podemos citar el contacto con anilinas, el cigarrillo, los edulcorantes artificiales y el consumo de analgésicos. El cuadro clínico se manifiesta principalmente por hematuria (sangre en orina) que puede ser micro y macroscópica. Además puede presentar síntomas irritativos como ardor y urgencia miccional. El diagnóstico se realiza por ecografía, citología urinaria y tomografía. Pero lo fundamental es el examen cistoscopico mediante el cual se puede ver directamente la tumoración en sus diferentes grados.

El tratamiento consiste de inicio en la resección endoscópica de la neoformación para su diagnóstico histopatológico y posteriormente dependiendo del grado se puede ayudar con quimioterapia e inmunoterapia intravesical, cirugía radical de vejiga y radioterapia.

Cáncer de Próstata

El cáncer de próstata es la segunda mayor causa de muerte relacionada con el cáncer en los hombres. El riesgo de cáncer de próstata incrementa dramáticamente con la edad. La mayoría de los casos ocurren después de los 50 años. Además existe una relacion familiar con la incidencia de este tipo de Cáncer, de tal manera que si el padre de un paciente presento cáncer de próstata existe un mayor riesgo para el paciente.

La raza afroamericana tiene un mayor riesgo y los asiáticos un menor riesgo. Esto está dado por factores ambientales y dieta (se conoce que dietas ricas en grasas tiene un efecto negativo mientras que los vegetales, pescados y tomates disminuyen este riesgo).

El cuadro clínico en estadios iniciales prácticamente es asintomático mientras que en procesos avanzados la sintomatología puede ser muy variada (molestias miccionales, dificultad, ardor, aumento de frecuencia miccional y sangre) a síntomas sistémicos como pérdida de peso, mal estado general y dolores osteoarticulares.

La sospecha diagnostica se basa en un Tacto rectal, la determinación de Antígeno prostático en sangre, una Ecografía, mientras que la confirmación está dada por una Biopsia ecodirigida de próstata con el respectivo estudio histopatológico

Tratamiento

Una gran variedad de tratamientos existen para el cáncer de próstata incluyendo, cirugía, terapias hormonales y radiación.

Es de suma importancia el diagnóstico precoz, ya que en estadios iniciales las propuestas de tratamiento alcanzan curación completa mediante cirugía (prostatectomia radical) o radioterapia.

Cuando la enfermedad se detecta en estadios no localizados las pautas están encaminadas a tratar de detener el crecimiento y esto se logra principalmente con tratamiento hormonal.